Dedicado a Juan Ignacio: "Otoño en Madrid"

26 oct. 2011

Programa de radio


Programa en Radio Patriotas de "Uno de los nuestros", de la Asociación In Memoriam Juan Ignacio.
Este primer programa que dirige y presenta Abelardo Pons se titula "Pasado y futuro".
Mari Cruz y Pedro Pablo Peña nos cuentan cómo era Juan Ignacio, algunas circunstancias de su asesinato y los difíciles momentos de lo que suponía la militancia de la juventud nacional y revolucionaria en la denominada transición de plomo.

http://www.ivoox.com/uno-nuestros-24-10-11-audios-mp3_rf_859873_1.html



--

24 oct. 2011

Tomando posición


A mis padres les volvían locos Los Sirex y Los Bravos. A mí me gustan.
Con aquellos grupos me inicié en escuchar música en el viejo tocadiscos de soltero de mi padre, comencé a amar el rock and roll.
Pero nunca, jamás, ni en mis peores sueños hubiera ido a un concierto de ellos.
Yo vi a los Clash, a Springsteen…
Mis hijos disfrutan de la música que yo les pongo, les gusta, pero se verían a sí mismos cutres si les llevara a un concierto de los Ramones.
Ellos están en otra onda, van a otros conciertos de grupos que sin duda han bebido de las misma fuentes que los grupos que yo admiraba, pero que son más frescos y actuales.

Ya no sé ni cuantos años han pasado desde el 75.
Pero sí me parece que son demasiados 20-N como para que a NADIE le interese.
Empecinarse en algo que está gloriosamente fenecido me parece una labor de oligofrenia aguda.
No lo hemos olvidado nosotros voluntariamente o por omisión, ha sido la sociedad española la que le dio el pasaporte al limbo de lo antiguo y rancio.
Es una música que ya nunca, jamás, llenará salas de fiesta.
Y de aquellas lluvias, estos fangos.
El 20-N, toda la parafernalia que conlleva y todos los telepredicadores que precariamente lo sostienen, tiene que pasar ya y de una vez por todas al olvido.

Si queremos que nuestra ideología no tan solo siga viviendo, sino que además tenga un futuro, es un paso ineludible y que empieza a ser acuciante dar.
Discretas misas en fechas señaladas, sin actos públicos, con alguna cena de uso restringido para los "excombatientes de la transición" donde contemos nuestras batallitas y dejemos rodar nuestra nostalgia de cuando nuestras camisas azules dominaban desde la Castellana a la Pza. de Oriente. Y sanseacabó.

La lucha política exige otros símbolos, otras banderas, otras fechas y desde luego, otros escenarios y otros métodos de combate.
O aprendemos esto y miramos hacia el futuro, si es necesario dejando en el camino a los camaradas que no coinciden, o seremos como los protagonistas de aquella película de Amenábar, que creían que estaban vivos pero que en realidad llevaban muertos muchos años .

No alimentemos más errores, ni egos, ni falta de visión política; contrariamente a lo que algunos os digan, no es deserción, es combate con fuego real.
Deserción, tal vez sea quedarse en aquello de Franco y José Antonio, presentes.

13 oct. 2011

Rabia y dolor.

Una imagen vale más que mil palabras.
Esta foto recoge el momento en que Blas Piñar recuerda emocionado y con rabia el asesinato de Juan Ignacio, dentro de la entrevista grabada para el documental que la Asociación ha comenzado a realizar.

Se cuestiona Blas:
"¿Por qué le asesinaron?
¿Para qué le asesinaron?
¿Quién ejecutó el asesinato?
¿Quién dio la orden de asesinarlo?"